Fuente: EFE
04/14/2018

Nairobi, 14 abr (EFE).- La llegada del féretro al Orlando Stadium de Soweto (Johannesburgo) marcó hoy el inicio del funeral de Estado de la activista y política Winnie Madikizela-Mandela, la segunda esposa del expresidente sudafricano Nelson Mandela, fallecida el pasado 2 de abril.

La entrada del ataúd fue recibida con un fuerte clamor y gritos de "Winnie, Winnie" por parte de las miles de personas congregadas para dar el último adiós a la considerada "madre de la nación".

Desde primera hora de la mañana, centenares de autobuses habían trasladado a los simpatizantes, llegados desde todos los puntos del país.

En su mayoría aparecían ataviados de verde, amarillo y negro, los colores del Congreso Nacional Africano (CNA, gobernante en Sudáfrica desde la llegada de la democracia en 1994), pero también de rojo en nombre del opositor EFF (Luchadores por la Libertad Económica).

El funeral, organizado por el Gobierno sudafricano, tiene la más alta categoría, reservada para aquellas personas que desempeñaron un papel destacado en la historia del país.

El féretro llegó cubierto por una bandera sudafricana, portado por miembros de las Fuerzas Armadas y acompañado por la familia y el presidente del país, Cyril Ramaphosa, entre otros altos cargos políticos.

También estuvieron presentes Graça Machel, tercera y última esposa de Nelson Mandela, el expresidente sudafricano Jacob Zuma y personalidades del mundo de la cultura como el actor británico Idris Elba, que dio vida al antiguo jefe de Estado sudafricano en el filme "Mandela: el largo camino hacia la libertad".

El Orlando Stadium, que tiene cabida para unas 40.000 personas, registró un aforo de al menos tres cuartos de su capacidad total.

El himno de Sudáfrica y las primeras oraciones ocuparon los primeros minutos de la ceremonia, que se prolongará durante varias horas.

Tras el funeral, sus restos serán enterrados en el cementerio Fourways Memorial, en el norte de Johannesburgo, donde también descansan otros miembros de su familia.

Apodada "Mama Winnie", Madikizela-Mandela falleció el pasado 2 de abril, a los 81 años, tras varios meses con la salud debilitada por diversas afecciones.

Winnie y Nelson Mandela se casaron en 1958 y tuvieron dos hijas, apenas unos años antes de que el Nobel de la Paz fuera enviado a prisión, donde permaneció durante 27 años.

En esas décadas, Madikizela-Mandela se encargó de la familia sin dejar de lado su activismo político, lo que la convirtió en uno de los iconos femeninos de la lucha contra el régimen de segregación racial del apartheid.

Fue detenida en numerosas ocasiones, torturada y mantenida proscrita.

Cuando Mandela salió de la cárcel, la relación de ambos solo duró dos años más, aunque su divorcio se hizo efectivo en 1996, ya con éste en la Presidencia del país.

Pese a mantenerse como una figura de referencia histórica y social, en las últimas décadas el legado de Madikizela-Mandela se había visto manchado por numerosos escándalos, como el que implicó a sus guardaespaldas, en 1988, en el secuestro y apaleamiento de cuatro jóvenes negros de Soweto (uno de los cuales murió), sospechosos de ser informadores de la Policía.


7 Me alegra 7 Me gusta 8 Me enoja 9 No me gusta

2016 HR2M WebSolutions LLC - ALL RIGHTS RESERVED
LaConexionUsa POBOX 228

Bienvenido a LaConexión