Fuente: EFE
06/06/2018

México, 6 jun (EFE).- México es el país más peligroso de América para ejercer el periodismo, por lo que varios reporteros han decidido levantar la voz y exigir garantías para la profesión a los candidatos presidenciales, a quienes hoy recordaron que sin periodismo libre no hay democracia.

"Desgraciadamente no hemos visto en ninguno de los candidatos una propuesta clara y específica de lo que van a hacer para atajar los ataques contra la prensa y garantizar de manera integral la libertad de expresión", declaró en rueda de prensa Ana Cristina Ruelas, directora de la asociación de periodistas Artículo 19.

El próximo 1 de julio se disputarán la Presidencia de México el izquierdista Andrés Manuel López Obrador, líder en las encuestas, el conservador Ricardo Anaya, el oficialista José Antonio Meade y el independiente Jaime Rodríguez Calderón.

Ruelas sostuvo que "es una mentira hablar de democracia mientras no existe la posibilidad de palabra" y exigió a los candidatos que reconozcan que la prensa en México "está sujeta a la violencia del Estado".

Según la organización, 48 % de las agresiones a reporteros proviene de autoridades municipales, seguidas de funcionarios estatales y federales.

La mayoría de agresiones son amenazas dado que "en México una amenaza basta para buscar el silencio de los periodistas porque sabes que después de la amenaza viene la muerte", dijo Ruelas.

"La violencia contra la prensa es algo que afecta a toda la sociedad" ya que sin el periodismo "no podemos ejercer libertades de manera clara y efectiva", expuso.

Por ello, la organización lanzó hoy una campaña de concienciación junto con la agencia de publicidad La Doblevida, que ha diseñado un chaleco antibalas elaborado con noticias de periódico sobre los reporteros asesinados en México.

Manuel Camacho, coordinador del proyecto, sostuvo que el objetivo de este chaleco es "demostrar que la información nos protege a todos" y, a la vez, reivindicar que los periodistas no deben necesitar chalecos antibalas.

La prenda, pintada con una mancha de sangre en la que figuran nombres de periodistas asesinados, será distribuida para que los reporteros que lo deseen se fotografíen con ella y la difundan a través de las redes sociales.

"La información nos termina protegiendo y la información tendría que ser a prueba de balas", añadió Ruelas.

Guillermo Xibille, reportero que cubrió este evento, contó a Efe que la situación del periodismo en México es "bien complicada" porque "hay que ir con cuidado cuando te metes con algún grupo que no le gusta lo que dices".

"A compañeros los han levantado (secuestrado), torturado y a algunos los han matado", deploró.

De acuerdo con Artículo 19, durante el mandato del presidente Enrique Peña Nieto, iniciado en diciembre de 2012, 42 periodistas han sido asesinados y se han registrado cerca de 2.000 agresiones a reporteros.

Además, México cerró 2017 con 12 periodistas asesinados, encabezando la lista de países más peligrosos para los comunicadores junto con Siria, de acuerdo con Reporteros Sin Fronteras.

Tanto la Organización de Naciones Unidas (ONU) como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) han condenado enérgicamente estos crímenes y han urgido al Gobierno a "aumentar los recursos para la protección de periodistas".

Los mecanismos estatales y federales de protección a periodistas no han funcionado dado que varios de los reporteros asesinados se habían acogido a ellos.

La fiscalía especializada en delitos contra la libertad de expresión tampoco ha tenido el éxito esperado, pues 99 % de los crímenes contra reporteros quedan impunes, según Artículo 19.

En lo que va de año, siete periodistas han sido asesinados en México. Los últimos dos fueron Héctor González, muerto en el estado de Tamaulipas, y Alicia Díaz, asesinada en Nuevo León, con menos de una semana de diferencia.


6 Me alegra 6 Me gusta 6 Me enoja 6 No me gusta

2016 HR2M WebSolutions LLC - ALL RIGHTS RESERVED
LaConexionUsa POBOX 228

Bienvenido a LaConexión