Fuente: Con información de Noticia Li
07/02/2019

El asambleísta Phil Ramos y la comunidad local aplaudieron la aprobación de la ley de licencias de conducir para inmigrantes indocumentados en el estado de Nueva York, en un evento festivo realizado el pasado viernes en la sede de la Long Island Portuguese American, en Brentwood.

"No se asusten con la información errónea que están dando por ahí, no es verdad que su información va a quedar en manos de ICE", dijo Ramos para disipar las dudas de los asistentes en relación a aquellas versiones que afirman que los datos personales de los inmigrantes solicitantes de licencias podrían compartirse con agencias de Inmigración.

Al ritmo de música latina los presentes se abrazaron al triunfo obtenido tras aprobarse recientemente en Albany la ansiada licencia de manejo, un documento que por años había sido el dolor de cabeza para muchos inmigrantes sin estatus legal a lo largo del estado neoyorquino.

"Me he sentido representado por alguien que no nació en mi país, pero que ha luchado por nosotros como ningún otro político. Gracias a Phillip Ramos, creo que podré conducir sin miedo", comentó Ricardo Castillo, un inmigrante salvadoreño.

Poder salir de la sombra
 
Recordemos que el proyecto de ley que había sido presentado y trabajado por el asambleísta Ramos, el senador Sepúlveda y un numeroso grupo de líderes sociales, organizaciones no gubernamentales y una larga lista de ciudadanos interesados en la aprobación de las licencias al fin obtuvo luz verde después muchos años, por lo que Ramos encontró propicio celebrar con su "gente" como él mismo lo describe.

"Es una realidad van a poder manejar tranquilos y salir de la sombra, no tengan miedo", recalcó el asambleísta a Noticia.

 "Tenemos que cuidar nuestro triunfo y no permitir que nos arrebaten lo que ya hemos logrado", resaltó José Rivera durante su intervención en el auditorio.

Por su parte, Cecilia Martínez, líder social que actualmente trabaja para lograr la residencia de miles de personas con DACA, señaló, "A nuestros hermanos indocumentados quiero decirles que no los hemos olvidado".

Durante el evento en Brentwood, condado de Suffolk, los asistentes despejaron sus mentes para convertir el lugar en una pista de baile acompañada de risas, experiencias migratorias de vida y consejos para sobrevivir al constante cambio político que impacta la comunidad inmigrante que vive en Estados Unidos.

"¡Yo trabajo para ustedes y no ustedes para mi! ... Los oficiales electos estamos aquí para trabajar por nuestra gente, no para hacer lo que los demás consideran popular ... Nuestra labor es luchar por las cosas humanas", enfatizó el asambleísta Ramos en su discurso al público asistente.


35 Me alegra 33 Me gusta 33 Me enoja 34 No me gusta

2016 HR2M WebSolutions LLC - ALL RIGHTS RESERVED
LaConexionUsa POBOX 228

Bienvenido a LaConexión