Fuente: Berenice Malagón
04/05/2017

Raleigh, N.C. 11 abril 2017-Un gran número de estudiantes en Carolina del Norte se están preparando para presentarse este 11 de abril en la Asamblea General del estado, con el objetivo de pedir a los representantes estatales colegiaturas igualitarias para los no residentes.

Actualmente, Carolina del Norte tiene un estimado de 42 mil estudiantes indocumentados en sus sistemas escolares, y a pesar de que muchos de ellos han vivido desde su infancia en el estado y que permanecerán tal vez toda su vida aquí, los altos costos de matrículas escolares para los que son considerados estudiantes no residentes del estado son, una barrera insalvable para continuar su educación.

Debido a los altos costos de matrícula por ser considerados estudiantes foráneos,  y a su incapacidad para recibir ayuda financiera federal y estatal, estos jóvenes truncan sus sueños a pesar de ser excelentes estudiantes. Tal es el caso de Oscar Rico, un joven nacido en México y llegado a los Estados Unidos a la edad de 6 años. Según relata para la Conexión, hasta la preparatoria, este joven era considerado de excelencia. Aplicó a varias universidades y consiguió una beca al 50%, pero aunque sus padres hicieron un esfuerzo económico para ayudarle con el resto de la colegiatura y él consiguió un empleo de medio tiempo, no fue suficiente para terminar su educación universitaria. La frustración del joven de 21 años lo encaminó a tomar malas decisiones para conseguir dinero fácil y ahí se truncó su sueño. 

Sin embargo, Marco Zárate, Presidente y Co-fundador de la Sociedad de Profesionales Hispanos de Carolina del Norte señala que no todas las historias son iguales. "No es fácil, las oportunidades están ahí. Quien diga que un colegio comunitario o una Universidad no acepta hispanos sin documentos es una mentira", comenta  en entrevista para La Conexión y agrega: "Todos deben aceptar estos estudiantes, van a tener que pagar colegiatura fuera del estado pero lo pueden hacer; las cosas no son fáciles, hay que trabajar por ello".

Vianey Martínez una estudiante de Durham que llegó a los Estados Unidos a la edad de 9 años y es un ejemplo de lo que Zárate comenta. Ella logró adquirir varias becas para costear sus estudios en UNC, graduarse y conseguir un empleo. Le tomó años y lo consiguió porque era una estudiante con DACA pero para quienes no cuentan con el apoyo de esa acción ejecutiva el camino para estudiar es más complejo.

Varias organizaciones comunitarias en Carolina del Norte están conscientes de los escenarios por los que atraviesan aquellos inmigrantes que desean estudiar a un costo similar al que se le ofrece como ciudadano. La Coalición Adelante para la Educación es una de ellas, y a la par de sus socios, así como miembros de la comunidad, apoyarán a los estudiantes asistiendo a la ceremonia titulada "Undocugraduation 2017", que por quinto año consecutivo presionará a los representantes locales para equilibrar los costos en la educación para aquellos no residentes.

Si usted es un estudiante no residente o una persona interesada por apoyar la igualdad en colegiaturas en Carolina del Norte, la cita es el 11 de abril, de 9AM a 3:30PM en la Asamblea General de Carolina del Norte ubicada en West Jones Street, Raleigh, NC.


64 Me alegra 63 Me gusta 63 Me enoja 64 No me gusta

2016 HR2M WebSolutions LLC - ALL RIGHTS RESERVED
LaConexionUsa POBOX 228

Bienvenido a LaConexión